lunes, 30 de noviembre de 2015

POLLO FRITO A LA NARANJA CON JENGIBRE ESTILO ASIÁTICO


Si os gusta la comida con un toque asiático os encantará este plato. Muy fácil de preparar y delicioso, queda muy similar al que sirven en los restaurantes chinos, con un toque agridulce riquísimo.
Queda muy suave y jugoso, ideal para toda la familia.

INGREDIENTES (para 2 personas):
  • 1/2 Pollo troceado.
  • 2 Huevos.
  • 1 Cucharada sopera de leche entera.
  • 1 Cucharadita de sal.
  • 1/2 Cucharadita de pimienta molida.
  • 3 Cucharadas soperas colmadas de harina.
  • 2 Cucharadas soperas colmadas de Maizena.
  • Aceite de girasol para freír.
Para la salsa:
  • 1 Diente de ajo grande.
  • Jengibre fresco (más o menos el tamaño del diente de ajo).
  • El zumo de una naranja.
  • 1 Cucharada sopera de salsa de soja.
  • 1 Cucharada sopera de vinagre de arroz.
  • Aceite de oliva (unas 2 cucharadas soperas).
  • 3 Cucharadas soperas rasas de azúcar moreno.
  • Una pizca de sal.
  • Una cucharada de postre colmada de Maizena disuelta en 125 ml de agua.
TIEMPO: 30min.
PREPARACIÓN:
En un bol grande bate los dos huevos, añade la leche, la cucharada de sal, la pimienta y vuelve a batir. Echa los trozos de pollo y remueve hasta que queden bien empapados en el huevo. Reserva.



En otro bol ponemos la harina y la mezclamos con la maizena. 


Pon a calentar una sartén con el aceite de girasol (unos dos dedos). Echa los trozos de pollo al bol con la harina y la maizena y rebózalos bien. Cuando el aceite esté caliente fríe los trozos de pollo a fuego medio hasta que estén dorados (un par de minutos por cada lado).


Pon el pollo en un plato o bandeja con papel de cocina para que escurra el exceso de aceite.


Mientras tanto prepara la salsa. Pon en una sartén un poco de aceite de oliva (más o menos 2 cucharadas soperas) y echa el diente de ajo y el jengibre fresco picados. Cocina a fuego medio para que pochen, con cuidado que no se queme el ajo.


Añade el vinagre de arroz, la soja, el zumo de naranja, el azúcar, la sal y la maizena disuelta y mezcla todo bien.


Agrega los trozos de pollo y cocina a fuego bajo, removiendo de vez en cuando, con la sartén tapada, hasta que la salsa espese y el pollo esté tierno.


Sirve bien caliente, solo o con un poco de arroz para acompañar. ¡Que disfrutéis!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada